Ya estaba arreglado que Grete y su hija emigraran a Inglaterra. Mandaron sus cosas a Londres, pero ellas nunca llegaron.

13